El IVAJ ofrece a los jóvenes la posibilidad de sumarse al “Contrato Educativo de la Tierra” desde su web

  • Para comprometerse así con el cuidado y el respeto por el medio ambiente
  • Hasta la fecha han firmado 6 millones de personas
  • La Generalitat promueve también otras campañas, como “Cambia para que no cambie”

Valencia (27-8-08).- El Institut Valencià de la Joventut (IVAJ) ofrece a todos los jóvenes de la Comunitat la posibilidad de firmar “El Contrato Educativo de la Tierra” desde su página web -www.ivaj.es- y comprometerse así con el cuidado y el respeto por el medio ambiente.

El director general de Juventud, Adrián Ballester, ha explicado que los jóvenes pueden sumarse al Contrato Educativo de la Tierra en todos los puntos informativos del IVAJ, con el objetivo de “lograr entre todos que el año próximo este compromiso consiga la adhesión de un millón de ciudadanos en toda la Comunitat Valenciana”.

El Contrato Educativo de la Tierra es una iniciativa que se puso en marcha en el año 2000 de la mano del escritor oriolano Pepe Vegara y el Colegio Público de Hurchillo “Manuel Riquelme” para que a través de pequeñas acciones cotidianas podamos preservar nuestro planeta y mejorar así nuestra calidad de vida medioambiental.

Dicho contrato contiene diez puntos en los que se anima a todos los firmantes, hasta ahora seis millones de personas, a trabajar por la conservación del entorno natural.

Se trata de un llamamiento al reciclaje y a la separación de residuos, y es una lucha contra el derroche de agua y de energía eléctrica. El contrato es un compromiso con la ciudad, para ser respetuosos con las zonas verdes y para mantener limpias las calles; así como un compromiso con la montaña y la playa, donde aconseja no hacer fuego, no abandonar basuras que puedan provocarlo y acampar únicamente en los lugares reservados para ello, así como respetar las indicaciones que se encuentren en el lugar de acampada.

El Colegio Público de Hurchillo, que desde el año 1992 es Escuela Asociada a la UNESCO, junto con la Concejalía de Medioambiente del Ayuntamiento de Orihuela, localidad a la que pertenece esta pedanía, han promovido este contrato en el que cada uno de los firmantes se compromete a poner su “granito de arena para que nuestro planeta sea un poco más habitable cada día”.

Por último, Adrián Ballester, ha señalado que la Generalitat promueve también mediante otras campañas de respeto y conservación medioambiental y ha puesto como ejemplo como “Cambia para que no cambie” con la que los ciudadanos pueden plantar un árbol con su nombre para reforestar los bosques valencianos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *